Bicicleta fixie, expresa tu personalidad

By
Updated: mayo 14, 2015
Bicicleta fixie, expresa tu personalidad

Esto de adquirir una bicicleta fixie ya no resulta tan sencillo como antes, cuando todo daba igual: ingresabas a la tienda y lo que se encontraba en el escaparate es lo único que existía. En la actualidad no es así. El escaparate es internet y tan inmenso e ilimitado, al mismo tiempo que variado, que al llegar a la tienda con tanta información cada vez somos más específicos en lo que deseamos. O el vendedor se halla al día o las alternativas de comercialización se pierden.

La bicicleta fixie representa un complemento más en la vida diaria, del mismo modo que nuestra forma de vestir nos ubica en una determinada tendencia, con las bicicletas sucede lo mismo. Por ejemplo, al pensar en una Brompton, lo relacionamos al ejecutivo de traje y corbata, aunque en ciertas ocasiones no sea así, si por otro lado conduces una fixie, luce muy bien un hipster con barba y gafas de pasta. Si contrariamente, lo que te agrada son las bicicletas clásicas, restauradas o acomodadas a su uso diario, posiblemente tengamos a un “cultureta” que identifica hasta el año de fabricación del cuadro y sus elementos. También estamos los que nos agradan todas.

Bicicleta fixie, expresa tu personalidad

Sin embargo, por poco que nos agraden, nuestras tendencias y preferencias nos sitúan, y cada vez más las bicicletas se transforman en esos elementos que nos definen. Algo que es muy claro dentro del ecosistema del ciclismo urbano, porque a la bicicleta se agrega el vestuario, aspecto que habla y describe nuestra personalidad.

Existen algunas personas que no les gusta la bicicleta de carbono con cambio electrónico, de la misma forma que no a toda la gente le agrada conducir un Porche. Los usuarios comienzan a preguntar por bicicletas que presten mayor utilidad en las líneas y en prestaciones, algo más bello, a gran distancia de las tendencias del mercado. Un estilo sobre el que no tengas la sensación luego transcurrido un año de que está obsoleto. Aquí entran a jugar otros componentes importantes como el titanio o el acero: lo que convierten las líneas clásicas.

Probablemente hayas dispuesto de numerosas bicicletas y continúas buscando tu estilo, pues no te conformas con las que se fabrican en la grandes empresas sencillamente por un asunto de detalles o porque valoras la labor de un artesano. Si perteneces a uno de esos inconformes, bienvenido al grandioso universo de la bicicleta, donde podrás elegir entre los mil y un matices y accesorios en uno de los medios de transporte más útiles del mundo.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *